Cine mudo musicalizado en el CCMB

CULTURA 20 de enero de 2022 Por René Aguilar Díaz
Será como regresar en el tiempo.
9DA94F9E-F36D-4D0E-80FA-AA9741EF2214

No exagero. La idea de musicalizar en vivo películas silentes, o mudas, a la manera en que se hacía en los inicios de la exhibición comercial, nos dará una idea aproximada de cómo los espectadores disfrutaban en ese tiempo del cinematógrafo.

Este viernes 21 de enero se proyectará en el auditorio Miguel León Portilla (del Centro Cultural Mexiquense Bicentenario) la película “Casado y con suegra” (Hot Water, 1924) protagonizada por Harold Lloyd, la cual será musicalizada en vivo por el Cuarteto Nápoles.

Con la película de Lloyd se inaugura un ciclo en el CCMB que contempla cintas de Charles Chaplin y Buster Keaton, entre otros. 

La comedia dura una hora escasa y no tiene desperdicio: cuenta la historia de Harold, un tipo ordinario que está convencido de que la soltería es el mejor estado del hombre. “El matrimonio —piensa— es como la caspa: cae pesadamente sobre tus hombros, te dan mucho consejos al respecto, pero hasta hoy no se ha inventado nada que la cure”. Sin embargo, como dice la sentencia popular “no digas de esta agua no he de beber”, porque sucede que muy pronto Harold choca (literalmente) con una hermosa doncella que le roba el corazón con “unos ojitos de borrego a medio morir”, de los que él decía que nunca le harían perder “su libertad”. Y el amor es el detonante de todo: el noviazgo, la boda, la luna de miel y el hogar, dulce hogar.

Harold está feliz con su cariñosa esposa a la que complace en todo… hasta que se da cuenta de que el matrimonio implica tener una familia política a la que por supuesto no se ha elegido: Su suegra aparece intempestivamente a la puerta de su casa. Ah, pero no va sola; lleva con ella a sus otros dos hijos, uno ya adulto, comodín y holgazán y un niño hiperactivo: una auténtica ladilla, como suele catalogar a ese tipo de infantes el lenguaje coloquial.

C376F5B8-40B8-4283-88A3-A48264872C83

Entonces se desencadena una delirante y divertida comedia de enredos, con paseos en auto, sonambulismo y uno que otro “fantasma”. Los amantes del séptimo arte comprobarán el uso estricto del lenguaje de las imágenes en el cine (no olvidemos que es una película silente). Los más jóvenes descubrirán, espero, una manera gozosa de ver cine… y aprender… ahora que está tan de moda la tecnología y que es suficiente tener un teléfono inteligente para contar historias en las redes sociales.

Harold Lloyd (1893-1971) está considerado uno de los más grandes comediantes de la historia del cine; la escena donde hace malabares colgado de la manecilla de un gran reloj en un altísimo edificio es célebre.
La proyección será en el Auditorio Miguel León Portilla del Centro Cultural Mexiquense Bicentenario el viernes 21 de enero (2022) a las 18:00 horas. Se recomienda llegar con anticipación pues el aforo es restringido por las condiciones impuestas por la pandemia.

Te puede interesar