Tiempo de mujeres: toman la batuta (literalmente)

CULTURA 17 de julio de 2022 Por René Aguilar Díaz
Una actividad “sin precedentes” en México el Taller para directoras de orquesta, impartido en Texcoco por Gabriela Díaz Alatriste.
F5826DA0-0677-4743-A33A-3F2B634CF5D5

“Hay que tener guáramo* y temple…”, afirma contundente, con acento y términos caribeños, la maestra Victoria Sánchez, acerca de la labor de otra maestra: Gabriela Díaz Alatriste, quien imparte por estos días un Taller para directoras de orquesta en Texcoco, en el Centro Cultural Mexiquense Bicentenario.

Y es que dicho taller no tiene precedente, al menos en México, en el mundo de la música académica. El curso empezó este 11 de julio y concluirá el domingo 17 con un concierto en el Teatro al Aire Libre.

La maestra Sánchez se formó en el Sistema Nacional de Orquestas Sinfónicas Juveniles, Infantiles y Pre-Infantiles de Venezuela, que inició el legendario maestro José Antonio Abreu, vino a México invitada a trabajar en una universidad, y ahora ella se integra al Taller. “Me siento privilegiada de formar parte de este curso que es la primera vez, que yo sepa, se realiza…” con mujeres exclusivamente.

Según un comunicado oficial, el objetivo del Taller es “El entrenar a las aspirantes de dirección de orquesta a través de rigurosas sesiones de clases individuales y grupales, así como de ensayos frente a la Orquesta Filarmónica Mexiquense; ofreciendo la oportunidad de adquirir experiencia con algunas de las grandes obras del repertorio sinfónico”.

Victoria Sánchez empezó desde niña en el sistema venezolano, del cual nos cuenta que “se fundó en 1975 con 13 personas y ahora tienen una matrícula de más de un millón de niños y jóvenes en todo el país.

Cuando le comentamos que el célebre sistema del maestro Abreu es una referencia obligada mundialmente, comenta con una sonrisa “nosotros no nos dimos cuenta porque estábamos ahí metidos, pero a la distancia me doy cuenta que es un movimiento que está muy posicionado a nivel internacional”.

Desde esa perspectiva es que le pedimos su opinión sobre el quehacer musical en México. “Hay un talento innato. Lo noto hasta en los semáforos cuando alguien está tocando un instrumento. Lo hacen muy bien. Los niños tienen un talento muy natural, un ritmo muy especial desde temprana edad; creo que lo que hace falta es esa batuta que los vaya guiando dentro de un sistema, en una sola organización. Sin embargo, hay un talento de exportación”.

Del Taller dice: “Creo que es un punto de inflexión en la carrera de dirección orquestal. Que yo sepa es la primea vez que se hace un curso de directoras; es algo histórico en México, y es un privilegio y un honor ser parte de ello, además en unas instalaciones de primera (se refiere al CCMB) y con la maestra Gabriela (Díaz Alatriste) que lleva a cabo un verdadero apostolado; y hay que tener guáramo y temple para hacer eso”.

También conversamos, en uno de los breves recesos del Taller, con la maestra Esperanza de Velasco, compositora, productora musical y directora, y comenta que “Yo llevo ya un ratito asistiendo a bastantes cursos de dirección y es la primera vez que asisto a un taller exclusivamente con mujeres. Eso para mí fue lo más atractivo; en segundo lugar, porque se trata de la maestra Gabriela (Díaz Alatriste) a quien siempre he seguido en su carrera, porque es La Directora Titular (así, con mayúsculas), la directora mexicana por excelencia así que cuando vi la convocatoria, me dije ‘yo tengo que estar ahí’…”.

Tanto a Victoria Sánchez como a Esperanza de Velasco les ha sorprendido gratamente el nivel de los integrantes de la OFM: “Energía, vitalidad, convicción y una calidad musical preciosa”, afirma la maestra Sánchez. “Está conformada por muchachos de primera, y siempre con miras a la excelencia, en esa tónica de orquesta juvenil con ímpetu, con ganas. Es importante también poque se empieza a construir una comunidad sólida que trabajo desde el nutrirse y nutrir a otros a través de la música. Eso es fabuloso.

56B5097B-D421-47B6-8828-98B806143E0B

Esperanza de Velasco, por su lado, afirma: “Es lo mejor que se puede tener: un taller con una orquesta de este nivel. Tiene un nivel padrísimo, trabajan muy bien, están abiertos y con una buena actitud. La Orquesta es maravillosa”.

A la convocatoria acudió una decena de mujeres profesionales de la música, de la cual finalmente quedaron ocho. Participan en el Taller las maestras Rita María Espinosa Osorio, licenciada en Música por la Universidad de las Américas Puebla, quien ha sido asistente de dirección musical en diversas producciones de ópera y teatro musical; Josefa de Velasco, pianista y compositora; Imelda Esmireli Dorame, clarinetista y pianista y estudiante de tercer semestre en la Maestría en Música con especialidad en dirección orquestal en la Universidad Veracruzana; Alicia López Mañón, directora de la Banda Sinfónica Juvenil y del ensamble Partenias, ambos de la Universidad Autónoma del Estado de México; Elsa Georgina Sotelo, licenciada Instrumentista con especialidad en oboe, por Facultad de Música de la UNAM, y Alma Huerta Esquivel, egresada de la Licenciatura en Ejecución de Clarinete en la Escuela Superior de Música y Danza de Monterrey y directora de orquesta y banda.

* En Venezuela, guáramo quiere decir Valor / pujanza. 

Te puede interesar